Hoy sería algo así, mi sensación se acercaría a la conjunción entre todas estas fotos.

Una mezcla de liviandad, circularidad, movimiento, confusión, claridad y la terrible certeza que tengo de que mientras siga haciendo lo mismo seguiré llegando al mismo lugar.

Pero muy pocas veces encontrar la salida de esa huella para no caer otra vez.

Los abrazo.


Comentarios

  1. Ahhh… nooooo… No vale publicar fotos de las catedrales de mármol. Ahí se te cae la cámara y sale una foto para el cielo raso de la capilla sixtina.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *